lunes, 30 de agosto de 2010

El GRAN PROTAGONISTA


Oleo sobre tela
Myriam Rodena Laferte
 
Estuvo de la mano de mi padre cuando, ansioso, esperaba mi llegada a este mundo.

Acompañó las angustias de mi madre cuando yo, irresponsablemente, no llegaba a tiempo de la tertulia con los amigos.

Diluyó las lágrimas de mi familia a la partida de mi abuelo quien lo bebía gustoso cada fin de semana lleno de las risas de sus nietos.

Compartió conmigo su sabor mientras esperaba, nervioso, el Sí proveniente de tu boca, juramento eterno que sellamos con un beso.

Ahora me tocó a mí tomarlo de poco en poco mientras esperaba, impaciente, la llegada de mi hija.

Ha estado con nosotros tejiendo nuestros sueños, nuestras ilusiones, planeando, creciendo de a poco, sembrando y cosechando éxitos, siempre callado, siempre de lado.

Hemos estado juntos, en las buenas, las malas, las risas, los llantos, las altas y las bajas, escuchando, aconsejando, despertando, consolando, siempre ausente, sin hacerse notar.

Fíjate que poca importancia le hemos dado al café en nuestras vidas… es cierto, solo ha sido nuestro gran protagonista.

"Verás que la felicidad se expande, la sonrisa se vuelve pandémica y la vida se hace mejor."

Un abrazo
Gerardo González Guzmán